“Mr. Perfecto” conmemorará los 15 años de su pase a la inmortalidad en la iglesia

Mérida- Son ya 15 años del día que marcó su vida y la de los Leones de Yucatán. Y lo celebrará por triple.

Sin dejar de recordar lo que hizo un día como hoy viernes, hace 15 años en el parque Kukulcán, Óscar Rivera Ruiz se prepara para, este día, celebrar asuntos relevantes, más allá del diamante, pero con un viejo conocido de “esos rumbos”: Lorenzo Mex Jiménez.

“Este 7 de agosto cumple un año mi hijita Arlyn Rivera Ferrer, justo en el día del 15 aniversario del juego perfecto y vamos a aprovechar para bautizarla.

“No va a haber fiesta, ni nada, por causas obvias, y me la va a bautizar el padre Lorenzo Mex Jiménez (capellán de los Leones)”, dijo el zurdo de Magdalena de Kino, Sonora en entrevista con penínsuladeportiva.com, que lo contactó por el aniversario 15 de la inédita joya que lanzó aquél domingo 7 de agosto de 2005.

Cuando el reportero aún no se reponía de la sorpresa de saber que su hija (su 2º retoño, pues tiene un niño de 10, Óscar jr. “El Chino”) nació también un 7 de agosto, Rivera sonrió y explicó:

“Mi esposa (la sra. Evelyn Ferrer de Rivera)  se esperó como cuatro días, para que naciera el 7 de agosto y sí, aguantó hasta ese día.

“El doctor no estaba muy de acuerdo, pero le pedí que así fuera y nació en la fecha programada, sin problemas, ni para ella, ni para Evelyn”, dijo el futuro Salón de la Fama del Béisbol Mexicano.

Así fue como la pequeña Arlyn Rivera Ferrer (su nombre se deriva de las terminaciones de los de su padre y madre) vino al mundo, 14 años después del día en que su progenitor pasó a la inmortalidad con boleto VIP.

Mientras preparaba su ropa para el bautizo, el entrevistado añadió que después de la ceremonia, por ahí del mediodía, habrá un sencillo almuerzo (no fiesta) en su domicilio al que asistirán muy pocas personas, todas ellas de contacto común mutuo y bajo las medidas adecuadas de esta época.

El menú será dijo yucateco, en “cazuelitas de guisados yucatecos”, de los que los preferidos para “Mr. Perfecto”  son el queso relleno (1º que se le vino a la mente), el Poc-Chuc y el infaltable Frijol con Puerco de los lunes.

Vamos a estar nosotros, mi esposa y yo, mi hijo, mi suegra, los padrinos y la festejada, agregó el sonorense, quien señaló que a la iglesia irán solamente él, su mujer, su amigo y desde este viernes compadre, Jorge Bermea, su esposa, la señora Cinthia Guzmán y su cuñado Manuel Ferrer.

Vía Zoom, estará, desde Sonora, su tío, Renato Ruiz, personaje muy especial, de toda su vida.

Así, desde la iglesia, hasta el almuerzo, Óscar podrá celebrar de manera triple la fecha más importante de su vida, que amalgama lo mejor de su carrera y buena parte también de su vida familiar.

Ya no estará, como aquél domingo de 2005, dos horas con 28 minutos en espera de lograr el out 27, sino mucho menos tiempo para ver a su pequeña Arlyn convertirse en una nueva cristiana recibiendo el agua de la pila bautismal con la venia de Dios.

Tal como él le pasó el tercer strike al guerrero de Oaxaca, José Montenegro, para lograr (en cuenta de 3-2) con la venia (valga la comparación) del umpire Salvador Viera, el triunfo de los Leones 1×0 sobre los bélicos en el séptimo juego de ese play off…y el paso definitivo, y sin vuelta atrás, a la inmortalidad.

Rivera ,con su mancuerna de aquella noche, Héctor Castañeda y el umpire de home, Salvador Viera, hace dos años, como hoy, en el parque Kukulcán.

 

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario!
Porfavor ingrese su nombre