Mérida.- Mauricio Aguilar, con par de bombazos y hermética serpentina de dos imparables de Randy Lara en siete entradas, pusieron a los Venados de la Universidad Marista en la senda del triunfo al blanquear 6×0 a los Jaguares de la UADY, que así sufrieron la primera derrota de su historia en la Liga Meridana de Béisbol.

Al concluir la primera semana y la primera serie del torneo para ambas novenas, los “religiosos” batearon dos jonrones más, para bombardear la madriguera de los Jaguares e el segundo de este duelo que no aún “clásico”, que quedó nivelado a un triunfo.

La Marista desplegó un demoledor ataque de 12 imparables, y la tercera parte de ellos terminaron en los patios de los domicilios que colindan el campo deportivo.
Randy Lara (1-0) con su látigo derecho, domesticó a los Jaguares y les dio de comer en su mano. Con disparos que alcanzaron la frontera de las 90 millas, no le dio ninguna opción a su rival que se indigestó de chocolates, la golosina favorita de los felinos durante las siete entradas de labor.
Tras admitir el primer imparable de la UADY, un cepillazo de Wílberth Aguilar que apenas rebasó la primera colchoneta y “mordió” la raya del jardín derecho, el ex Zorro de Pacabtún confeccionó una cadena de 15 retirados en hilerita que terminó Amaury Cazaña en el séptimo episodio.
Fue apenas el segundo imparable en su sólida labor que incluyó una base por bolas con 10 retirados por la vía de los strikes.
Danilo de Jesús lo relevó en la octava entrada y toleró el tercer y último imparable que pudo conectar el equipo de los Jaguares por conducto de Miguel Santana, quien se estrenó en la Liga Meridana con su primer hit. Como suele suceder en estos casos, le entregaron la pelota de ese inolvidable momento.
Una fallida doble matanza en la novena entrada por un error del camero de los Ciervos, propició la salida del relevista dominicano.
Lo sustituyó Gerardo Vélez, quien con espeso chocolate a Daniel Mercado, completó la novena argolla que recibió el equipo dirigido por Géner Rivero Ancona.
Rafael Servín, joven prospecto del campeón de la Liga Mexicana de Béisbol (LMB), los Acereros de Monclova, no sintió lo duro sino lo tupido.
Desde el inning de las buenas tardes sintió la fortaleza ofensiva de los Venados.
Mauricio Aguilar disparó su primer jonrón de la tarde en la misma primera entrada y en siguiente turno del tercer rollo, le repitió el trancazo a Servín para adelantar a la Marista 2×0 y ampliaron la ventaja en el cuarto episodio con el bombazo por el izquierdo de Leo Ramírez para el 3×0.
Servín completó su labor en 6 entradas con tres carreras, seis hits, tres bases por bolas y occho ponches.
Raúl Uc lanzó dos entradas, aceptando el primer hit de Iván Alvarado en el circuito, de los tres que le conectaron.
Le siguió Luis Flores, quien sólo pudo retirar el primer tercio del noveno episodio dejando a dos corredores de herencia a Rodrigo Sanguino, a quien Eliseo Aldazaba le dio brutal bienvenida con jonrón de tres carreras que selló la victoria de los Venados.
Terminó Emilio Dorantes.
Antes del juego, se efectuó la ceremonia de apertura con el lanzamiento de la primera bola que corrió a cargo del coordinador deportivo de la UADY, Normando Rivas Cantillo.
El bateador fue el director de Bienestar Social del Ayuntamiento de Mérida, Jesús Aguilar Aguilar el receptor fue Géner Rivero, y el ampáyer el bat boy de los Leones de Yucatán, sr. Dimas Calderón.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here