Cincinnatti.- El legendario ex campeón mundial estadounidense Aaron Pryor falleció súbita, sorpresivamente este domingo en Cincinnati, Ohio, como consecuencia de problemas cardíacos previos que acabaron con su existencia a los 60 años de edad, siendo no un hombre joven, pero sí uno solamente maduro al que la parca le bajó el switch prematuramente.

El ex monarca del que se sabía tenía problemas cardiacos, no parecía estar en una situación terminal, pero la muerte lo sorprendió este domingo en esta urbe.

Pryor reinó como campeón mundial súperligero de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) y como dueño del cinturón de las mismas 140 libras, pero de la Federación Internacional de Boxeo (FIB). Sin embargo, sus más importantes hazañas como boxeador se centran en las dos peleas que protagonizó contra el desaparecido excampeón mundial nicaragüense Alexis Argüello, a quien derrotó en 1982 y 1983.

Pryor ganó el título superligero de la AMB en agosto de 1980, noqueando en el cuarto round al también legendario ex campeón mundial colombiano Antonio Cervantes “Kid Pambelé”.

ALEXIS ARGÜELLO

Hizo cinco defensas exitosas de su corona, hasta que se concretó su primer enfrentamiento con Alexis Argüello (q.e.p.d.), a quien noqueó en el round 14, de una encarnizada pelea en ese entonces programada a 15 asaltos en Miami, donde hubo una controversia por la presunción de que Pryor, conocido como el “Halcón” consumió sustancias prohibidas en pleno pleito. 

Argüello sometió duramente a Pryor en este combate, golpes que noqueaban a cualquier otro rival. Pero el estadounidense resistió, aunque más adelante surgieron las sospechas de que utilizaba sustancias prohibidas en su esquina. Finalmente, Pryor noqueó a Arrgüello para mantenerse como campeón mundial.

En septiembre de 1983, luego de una nueva defensa ante el coreano Sang Hyun Kim, Pryor volvió a noquear en revancha a Argüello, en una pelea organizada en Caesars Palace de Las Vegas, Nevada. Argüello no lució la misma fortaleza de la primera pelea y terminó noqueado en 10 rounds, en lo que sería la recta final de su carrera profesional.

En el caso de Pryor, volvió al ring hasta en junio de 1984, venciendo a Nick Furlano para conquistar el título superligero de la FIB, lo defendió nueve meses más tarde ante Gary Hinton, también en lo que sería el ocaso de su carrera porque volvió al ring más de dos años después, en agosto de 1987, retirándose después de su última pelea ante Roger Choate en diciembre de 1990, a la edad de 35 años.

El record profesional de Pryor fue de excelencia. Ganó 39 combates, con apenas una derrota, con 35 nocauts. Fue campeón de las 140 libras en dos organismos, pero siempre fue un boxeador temido, por lo que peleadores como Sugar Ray Leonard, siempre lo esquivaron.

Las drogas también afectaron la carrera de Pryor, quien nunca volvió a ser el mismo después de esas dos encarnizadas peleas con Argüello, muerto en julio de 2009 cuando fungía como Alcalde de Managua, Nicaragua. En sus últimos años de vida, sin embargo, Pryor se dedicó a brindar charlas a los jóvenes instándolos a alejarse de las drogas.

SALÓN DE LA FAMA
Aaron Pryor, votado como el Más Grande Superligero del Siglo por la agencia de noticias Associated Press, fue exaltado al Salón de la Fama el Boxeo Internacional de Canastota, en Nueva York, en el año de 1996.

También, en 2001, fue ingresado al Salón de la Fama del Boxeo Mundial. A lo largo de su carrera, el abuso de las drogas afectó su carrera, pero falleció producto de una larga lucha contra los problemas del corazón.

“Aaron era conocido en todo el mundo como El Halcón y deleitó a millones de fans con su estilo de boxeo agresivo que agrdaba a la muchedumbre”, dijo la viuda Frankie Pryor. “Sin embargo, para nuestra familia, que era un amado esposo, padre, abuelo, hermano, tío y amigo”.

El hijo de Pryor, Aaron Pryor Jr., y el restaurador local Buddy de LaRosa, quien manejó a Pryor durante su carrera profesional, planean hablar de la vida y la muerte de Pryor este lunes, en sus funerales. A Pryor también le sobreviven su hijo Antwan Harris, hija Elizabeth Wagner y nietos de Adán, Austin y Aaron Pryor III.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here