Playa del Carmen.- Moisés Rufino “se la rifó” y con pantalones y metiéndose en la guardia del yucateco Víctor “Vago” Durán logró un cerrado, meritorio triunfo por decisión mayoritaria en seis rounds en una de las peleas de respaldo de la velada de esta noche promovida por Cancún Boxing.

Rufino supo meterse al terreno corto de su rival, quien no tiró el jab con la frecuencia necesaria y permitió golpes que no le hubieran entrado si hubiera lanzado como debió el más elemental de los golpes.

Durán conectó a Rufino en no pocas ocasiones, pero no pudo mostrar una ventaja manifiesta, de tal manera que al termino de los seis asaltos, perdió por decisión mayoritaria (dos jueces votaron por su rival y uno la dio empatada).

La opinión generalizada es que la pelea debió haber terminado en un empate.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here