Carson.- Miguel Berchelt prosiguió esta noche su senda de triunfos y retuvo su campeonato mundial súperpluma del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), al vencer y noquear al final del cuarto episodio al valiente estadounidense Jason Sosa, quen se convirtió en el sexto adversario frustrado en intentar arrebatarle su diadema.

Berchelt fue claro dueño de la pelea ante u rival de mayor nivel que los que habia enfrentado, en sus últimas defensas, pero al que su calidad y, principalmente, su fortaleza le permitieron superar y desmantelar casi desde el inicio.

El quintanarroense, quiene enfrentaría en su próxima defensa al ex olímpico sonorense Óscar Valdez, mostró desde el mero inicio que él iba a ser el mandón de la pelea, y luego de poner en la lona al de Estados Unidos en el segundo round, confirmó los pronósticos que lo marcaban como favorito.

“Miguelito Kid” se vio ya mejor incluso en el aspecto técnico, donde manejó muy bien a su rival desde la media distancia manteniéndolo a raya con su mayor alcance, con el jab, el recto, el cruzado, que le permitían estar lejos del peligro de su rival, pero al miso tiempo castigarlo.

No paso mucho tiempo para que el rostro del de New Jersey se viera golpeado, incluso tumefacto y hata lacerado.

El campeón (37-1-0 33 kos) alternó muy bien su golpeo impactando los bajos del estadounidense, hasta que hacia finales del cuato episodio, pese a resistirse, no le quedo de otra que poner una rodilla en la lona.

No parecía que fuera a vencer el conteo, y aunque se reincorporó en el noveno segundo de la cuenta, el referi, Jack Reiss lo dejó seguir.

Más por vergüenza deportiva que por otra cosa, Sosa intentó seguir en el pleito, hasta que su propia esquina subió al estribo del ring y pidió parar las acciones de manera correcta.

No tení ya caso que siguiera en la contienda, a la ue le restaban todavía ocho rounds, con un gran castigo encima y un campeón que aún iba creciendo dentro de la pelea…era no algo imposible, pero sí iprobable que Sosa veciera a Berchelt.

Luego de la detención, el aún campeón abrazó deportivamente a su nueva víctima (23-4-4 con 16 kos) y fue vitoreado por su apoderado Mario Abraham, su socio Fernando Beltrán y su manejador, ALfredo Caballero, quien fue el que más efusivo se mostró tras el final.

A Berchelt se le presenta el reto de enfrentar al ex olímpico y ex campeón mundial, Óscr Valdez, o bien unificar la corona del CMB con la de alguno de los otros tres organismos mundiales….ya luego de eso, podrá aspirar a su más grande sueño, enfrentar al ucraniano, Vasily Lomachenko.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here