Susto para la “Panterita” Nery; lo tumban y le andaban abollando la corona

El filipino Arthur Villanueva lo tumba, pero se levanta de la lona para ganar y noquear

Tijuana.- El ratificado campeón mundial gallo del CMB, Luis “Pantera” Nery, tuvo el susto de su vida, pero salió adelante con algo más que valor, para volver a la pelea y noquear al filipino Arthur Villanueva, quien con un poco más de suerte pudo haberle abollado la corona en su presentación como campeón del mundo ante su fanaticada de Tijuana.

Nery, que días atrás fue ratificado como campeón mundial por el CMB  tras el reporte de consumo de sustancias prohibidas, visitó la lona en el cuarto asalto ante más de 15 mil personas que boquiabiertas lo vieron en un preicamento que fue momentáneo y del que se desquitó poco tiempo después.

El entradón en casa de los campeones de la Liga Mexicana de Béisbol (LMB) Potros de Tijuana, el estadio Gasmart, fue un buen marco para la reaparición del campeón en la principal plaza del boxeo en México.  

Nery (25-0-0, 19 ko’s) mostró su vertiginoso y certero ataque a dos manos a un valiente Villanueva.

¨Pantera¨ atacó desde el primer round, fue agresivo y contundente. El ritmo vertiginoso y los golpes de poder fueron su firma.

Villanueva (31-3-1, 17 ko’s) aguantó, quiso contragolpear, luego quiso intercambiar golpes y al final de cuentas fue abrumado por el boxeo, la velocidad y poder del tijuanense.

“Veníamos muy bien preparados porque sabíamos que nos enfrentábamos a un gran peleador. Villanueva fue peligroso siempre, me conectó varias veces y así lo esperábamos, duro, valiente, entregdo, pero el trabajo de la esquina y nuestra preparación nos sacaron adelante”, dijo Nery al bajar victorioso del ring.

Desde el primer round, Nery puso en malas condiciones a Villanueva, le repitió combinaciones y atacó al cuerpo, acusando el filipino el castigo recibido. La pelea siguió con un Nery atacando y un Villanueva contragolpeando en los siguientes dos capítulos.

CASI ABOLLARON LA CORONA

En el cuarto round, y con Nery dominando a placer, un contragolpe de Arthur Villanueva, un oper de izquierda corto pero al botón de la barbilla, puso en la lona al “Pantera”, quien se levantó rápido y sin mostrar estar lastimado. Más bien, sorprendido.

Nery retomó el dominio en el quinto round, pero boxeando con más precaución, y en el sexto, cuando buscaba forzar la pelea en corto, lastimó con un cruzado de derecha al filipino, quien cometió el error de irse contra las cuerdas. Y ahí, el “Pantera” no perdonó.

El “Pantera” conectó hasta seis golpes sin respuesta, todos de poder y todos con precisión. El “King” filipino empezaba a desmoronarse, y cuando bajó la guardia, el réferi Christian Curiel detuvo atinadamente las acciones, a los 1:19 minutos del sexto round, haciendo estallar al estadio Gasmart.

Notas relacionadas

Escribe un comentario