Mérida.-El boxeador progreseño Fabio Escalante Allen se encuentra
en proceso de recuperación tras el terrible accidente que sufrió en días
pasados en el vecino puerto a consecuencia de manejar de manera imprudencial su
motocicleta de la cual salió disparado tras calcular mal su trayectoria y
estamparse contra un carro al intentar impedir una colisión con un autobús.

Escalante Allen, de 20 años y con un hijo de unos tres años,
ha sobrevivido, hasta ahora, milagrosamente del impacto que sufrió al “embarrar”
su rostro y cráneo con el pavimento en la colonia Nueva Yucalpetén de Progreso,
de donde fue recogido inconsciente, con severas heridas y lesiones que lo
tuvieron al borde de la muerte.

El deportista, empleado de un yate en el puerto, usaba un
casco de los llamados “chachales” que cumplía con la obligatoriedad policiaca
de cubrirle la cabeza, pero no lo protegió en nada de la caída, sobre todo
porque carecía de visera (cubierta frontal) y su cubierta, muy endeble, por
cierto,  solo hacía eso, cubrir, mas no
protegerlo de una caída como la que desafortunadamente sufrió.

Dentro de lo malo, por decirlo de una manera, lo bueno es
que Escalante cayó de cara y no de cabeza, por lo que se desfiguró el rostro,
pero no sufrió golpes directos en la zona cerebral.

Alcanzó a llegar vivo a la Clínica de la T-1 del I MSS a
donde pudo ingresar al contar con Seguro Popular. Por la gravedad de lo
ocurrido, el día 15 de enero pasado, el amateur porteño permaneció siete días
en coma y sobrevivió, hasta ahora, esperando que no hayan consecuencias
posteriores.

De acuerdo con su entrenador, Armando “Gavilán” Cervantes
jr. Escalante tiene un récord de 18 salidas con 15 éxitos y tres derrotas. De
hecho, alcanzó a ganar un torneo estatal hace tres años, pero todavía no asiste
a una Olimpiada Nacional.

Apenas ayer jueves, el boxeador de peso pluma, al que
ninguna autoridad deportiva se ha acercado para ofrecerle ayuda concreta,
reconoció por vez primera a su madre

De acuerdo con el “emplumado”, el pronóstico para el jovencito
progreseño es de sobrevivencia y ante o ocurrido ha habido ofertas de realizar
una función a beneficio el 8 de febrero en el puerto, para que con lo recaudado
en ella pueda ayudarse. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here