¡¡¡Los Venados, a la liguilla!!!

Empatan en Sonora con los Cimarrones y regresan a la postemporada

Hermosillo.- El ruido del silbato del árbitro central Óscar Mejía anunció el mensaje que todo Yucatán esperó por más de dos años: Los Venados de Yucatán regresaron a la liguilla.

El equipo dirigido por Bruno Marioni empató a un gol contra los Cimarrones de Sonora y regresan a la fiesta grande del fútbol de la liga de Ascenso.

El escenario fue difícil, pintado de amonestaciones y de una expulsión pueril de Lucas Ontivero, además de un estadio Héroes de Nacozari que metió más de ocho mil aficionados que le gritaron lo indecible a los Venados.

Así fue la fecha 15 del Torneo de Apertura 2017 para los ciervos. En una historia que comenzó a fraguarse desde la jornada 1 y que concluyó este viernes 10 de noviembre tras el silbatazo final y cuando corrían los 94 minutos. 

¡los Venados regresaron a la Liguilla! El Carlos Iturralde vivirá nuevamente la fiesta de una postemporada.

LOS CIMARRONES ERAN LOS OBLIGADOS

Los Cimarrones eran los obligados y desde los primeros minutos salieron a matar o morir ante un equipo yucateco que buscó asentarse para desesperar al rival. Y la tensión provocó un conato de bronca a los nueve minutos cuando un jugador local le estrelló un balón al capitán Aldo Polo y este le respondió con un empujón.

Y el reflejo de esa presión de los locales le pasó la factura a los dirigidos por Mario García cuando, apenas al minuto 16 expulsaron Gerardo Moreno por una durísima entrada sobre Luciano Nequecaur. Los Cimarrones estaban en el inicio del partido con un hombre menos. 

Los de casa se veían desesperados, sobre todo porque al minuto 26 los Correcaminos ya le pegaban 4-0 a los Dorados de Sinaloa y ese marcador era una losa para los Cimarrones a los que por la diferencia de goles ya no les alcanzaba para calificar.

El encuentro se tornaba ríspido por momentos y el árbitro decidió calmar los ánimos al enseñarle una tarjeta amarilla al todo terreno Andrés Iniestra, al 27’ por una entrada sobre Johan Vásquez. Al venado se le veía relajado, pero con mayor profundidad. 

Y fue un excelente desborde de Gabriel Báez por la banda Izquierda que tiró un centro que contrarremató Ulices Briceño y le dejó medio gol a la torre argentina Luciano Nequecaur. ¡Golazo de Lucho!, el octavo en su cuenta personal y el primero de los Venados en el estadio Héroe de Nacozari de Sonora.

Al finalizar la primera mitad, la liguilla estaba prácticamente asegurada. La combinación de resultados más lo hecho hasta ese momento por los Venados metía al equipo de Marioni a la liguilla después de dos años.

El esquema de los ciervos se ajustó para la segunda parte. Salió el yucateco Ulices Briceño y cedió su lugar al habilidoso Lucas Ontivero que desde los primeros minutos del complemento buscó desequilibrar a la defensiva sonorense.

Sin embargo, los astados parecían desubicados y en ese desconcierto cayó el empate de los sonorenses. Víctor Guajardo empujó el balón al fondo de las redes de Armando Navarrete y metió presión para los visitantes. 

Y el otrora desequilibrante Lucas salió en una mala noche y en apenas cinco minutos salió expulsado. Dos faltas que ameritaron dos cartones amarillos y los Venados se quedaron con 10 hombres.

El panorama se les complicó a los astados. Era el minuto 51 de tiempo corrido. El ajuste era obligado Marioni necesitaba abrir la cancha y poner peligro a la zona baja de Cimarrones. Salió el yucateco Eduardo Fernández y entró a la cancha Franco Faría para apuntalar la banda izquierda.

Corrían 67’ de tiempo corrido y la defensiva astada trabajaba a marchas forzadas para resistir los embates tanto de Luis Oropeza como de Víctor Guajardo, que tomaron la batuta en el ataque y pusieron a temblar al rival.

Otra amarilla. Parecía consigna, pues durante todo el partido le estuvieron pegando a Luciano Nequecaur, y al 75’ el árbitro decidió amonestar a Jonathan Sánchez por una entrada más contra el delantero ciervo.

El último cambio que mandó Marioni a la cancha fue el de Geremías Meléndez por Aldo Polo, que le pasó el gafete de capitán a Armando Navarrete. El movimiento solidificó la defensa para mantener el empate.

Corría el minuto 84. El juego se extinguió. El árbitro sonó su ocarina a los 94 minutos y con ello anunció el final de una larga espera para los Venados. Los astados están otra vez en la Liguilla. Otra vez Mérida tendrá fiesta grande, aunque sin oportunidad de aspirar a la Primera Divsión.

Alineación Venados FC
Armando Navarrete, Manuel López, Braian Molina, Gabriel Báez, Luis Sánchez, Andrés Iniestra, Aldo Polo, Eduardo Fernández, Emanuel Guzmán, Luciano Nequecaur y Ulices Briceño.

Alineación Cimarrones de Sonora
Gabino Espinoza, Jonathan Sánchez, Johan Vázquez, Areli Hernández, Ricardo Chávez, Víctor Guajardo, Miguel Vallejo, Gerardo Moreno, Luis Oropeza, Bernardo López y Gustavo Ramírez
.

Notas relacionadas

Escribe un comentario