Los Venados se ahogan en la orilla del triunfo

El León, en tiempo de compensación, evita que le rapen la melena: 2-2

Mérida.- Los Panzas Verdes del León rescataron esta noche en tiempo de compensación el empate ante los Venados de Yucatán que se ahogaron en la orilla del triunfo al tener que ceder la igualada a dos tantos ante lo del Bajío en partido de la cuarta jornada del Torneo de Copa, disputado a muy buen ritmo en el estadio Carlos Iturralde Rivero.
 
Fueron cuatro minutos añadidos los que le permitieron a la fiera guanajuatense salir de la estepa yucateca con el empate ante cerca de medio estadio, unos siete mil aficionados. 
 
La noche lucía bien, para las tres partes, para los astados, los melenudos y los asistentes que apoyaron con todo a los de casa.
 
Fueron 52 segundos los que les bastaron a Francisco da Costa ‘Chico’ para mostrar que la sangre carioca corre en sus venas y, de un desborde por derecha entró al centro del área y desde fuera, con un disparo de zurda venció a Carlos Rodríguez. 
 
Fue un golazo antes de contabilizarse el primer minuto y la tranquilidad llegó a los 11 jugadores astados pues la esperanza de mantenerse con vida en el torneo de Copa prevalecía. 
 
Pero el León no llegó con el ánimo de ser la víctima de un equipo de la liga de plata y desde el saque en el medio campo después de sacar el balón del fondo de su meta se lanzó al frente con mucha idea, pero siempre enfrentando a una defensiva astada bien plantada. 
 
Da Costa y Omar Islas, uno derrochando habilidad y el otro, velocidad, fueron los referentes al ataque del equipo que mandó Marioni para enfrentar la jornada 4 del certamen copero.
 
El técnico argentino de los ciervos salió con una alineación muy parecida a la que ha jugado los primeros dos partidos de la Copa, la oportunidad para jóvenes como Diego Barrón, Geremías Meléndez, Ulises Zurita y Fernando Mercado de mostrarse y buscar un espacio en la titularidad en la liga.
 
Los primeros 15 minutos le dieron la razón al planteamiento de Bruno. Pero la confianza del primer tanto tempranero se fue desvaneciendo conforme corría el tiempo pues el León, ya afianzado y espabilado, comandaba ataques cada vez más incisivos que terminaban en tiro de esquina o en un corte apurado de Meléndez o Edson Santos.
 
El peligro que imprimía el León en sus ataques fue amainando con el tiempo y si bien Venados ya no llegaba como durante los primeros cinco minutos, tampoco se le veía tan preocupado con los embates felinos.
 
Al ’34 Omar Islas tuvo el segundo gol en sus pies. Desde la derecha entró vuelto una bala al área y cuando llegaba el defensa Fernando Navarro para cerrar, el delantero yucateco disparó por encima de la meta y perdonó la anotación. 
 
En la avanzada el artillero formado en los Pumas de la UNAM terminó lesionado pero pudo reincorporarse al partido. Una jugada después, el árbitro Arturo Cruz amonestó al esmeralda Andrés Andrade por obstaculizar el cobro de una falta.
 
Al minuto 42 y de los pies de Cecchini nació un disparo que rozó el travesaño de Matías Draghi y fue el penúltimo campanazo de emoción de la primera parte en un encuentro disputado y con mayor profundidad de los visitantes. 
 
En el suspiro del último minuto Diego Barrón terminó amonestado por una falta en los linderos del área que significó una gran oportunidad para fiera, pero que en el cobro de Juan Cornejo se escapó por una gran intervención de Draghi.
 
La segunda parte pintó con mayor intensidad, pues el técnico esmeralda Gustavo Díaz no pensaba dejar los tres puntos en el Iturralde.
 
Sin embargo, Venados también saltó al campo sin complejos y sin la etiqueta de víctima y apenas al primer minuto de la segunda mitad y por conducto de Barrón regaló a la grada un chispazo de emoción con un disparo peligroso que alcanzó a tapar Navarro. 
 
Metido en labores defensivas, Fernando Mercado recibió una dura entrada de Osvaldo Rodríguez y el árbitro sancionó con cartón preventivo. Era el segundo amonestado para los visitantes.
 
Después Draghi en dos ocasiones y para sacar la casta sacó dos aproximaciones de los fieros leones que momentos después echarían la carne al asador con la entrada de Mauro Bosseli, el verdugo de los astados en el juego de ida en el Bajío. 
 
Venados respondió con un ajuste: Alfonso Urbina por Omar Islas para no perder profundidad ni velocidad por la banda izquierda. El león enseñaba los dientes y el ciervo, las astas. 
 
En el mediocampo se dibujó una falta táctica cuando Bosseli apuntalaba un ataque. El sacrificado fue Jonathan Sánchez, quien terminó amonestado, pero evitó una ocasión que pudo haberse complicado más de la cuenta. 
 
Después, una falta innecesaria de Juan Cornejo sobre Emanuel Guzmán en los linderos del área de Matías Draghi y que el árbitro decretó con tarjeta roja. Los dirigidos por Gustavo Díaz se quedaban en inferioridad numérica cuando corrían los 60 minutos de tiempo corrido. 
 
La mitad de la cancha de los Venados se veía desubicada y Marioni pidió la entrada de Andrés Iniestra para dar descanso a Barrón. El hombre de confianza de Bruno y que acumula todos los minutos del Clausura 2018 estaba en el campo para buscar tener más control de la pelota. 
 
Al ’70 los dos cambios de los Venados, Urbina e Iniestra, lanzaron un contraataque que no terminó en gol por la salvada magistral del portero Rodríguez. Entre el mediocampista y el extremo tejieron un ataque vertiginoso que la defensa felina sólo pudo mirar como un espectador más en la grada. 
 
Giles Barnes, seleccionado jamaicano y con las calcetas de otro color (detalle que se le escapó al árbitro) entró por su compañero Álvaro Ramos y Jorge Díaz por Hernán Burbano. Dos cambios con los que el rey de la selva pedía la guerra. 
 
Al minuto 75 era ya matar o morir. Marioni respondió con Lojero, el del segundo gol contra Zacatepec apenas el viernes, que entró por el caracolero Fernando Mercado.
 
Y cuando el partido entraba en la recta final y las emociones se apretaban en ambas puertas llegó Navarro, el de los yucatecos, y clavó el segundo. 
 
Fue con una tranquilidad pasmosa mientras dos defensores llegaban a marcarlo que Leandro Navarro levantó la vista y de reojo miró al portero ligeramente cargado hacia el centro. Con la derecha, Nava disparó colocado a la izquierda del cancerbero y la mandó guardar. 
 
Explosión en las gradas, explosión en la banca astada y en las gargantas de los más de siete mil aficionados que acudieron al Iturralde. La estampa quedó sellada con el abrazo compatriota entre Leandro y Bruno Marioni.
 
Todavía hubo tiempo para una amonestación más, ahora para Alfonso Urbina por alejar la pelota cuando el nazareno marcó una falta.
 
La noche no podía terminar sin el sello Bosseli que con un remate de cabeza metió el primer gol para los verdes y dos minutos después Mosquera, el moreno central que se sumó al ataque decretó el empate. 
 
Jonathan Sánchez fue expulsado al 90 por acumulación de tarjetas. 
 
El próximo encuentro que sostendrán los Venados es el sábado ante el superlíder los Alebrijes de Oaxaca. El partido es el correspondiente a la jornada 7 del Clausura 2018 y será disputado a las 19:00 horas en el estadio Instituto Tecnológico de Oaxaca. 
 
Para este compromiso el equipo viaja el viernes y regresa el domingo a la capital yucateca a fin de preparar su siguiente partido ahora contra los Toros de Celaya en el estadio Carlos Iturralde Rivero el próximo martes 13 de febrero a las 8 de la noche. 
 
ALINEACIONES
 
Alineación Venados
Matías Draghi, Ulises Zurita, Jonathan Sánchez, Geremías Meléndez, Edson Santos, Emanuel Guzmán, Leandro Navarro, Diego Barrón, Omar Islas, Fernando Mercado y Francisco da Costa.
 
Alineación León
Carlos Rodríguez, Fernando Navarro, Miguel Herrera, Juan Cornejo, Osvaldo Rodríguez, Andrés Mosquera, Hernán Burbano, Andrés Andrade, Rodrigo Cecchini, Maximiliano Cerato y Álvaro Ramos.
 
Cuerpo arbitral
Arturo Cruz (central). Edgar Castrejón y José Sánchez (abanderados), Víctor Cáceres (cuarto árbitro)
 

Notas relacionadas

Escribe un comentario