Mérida.- Un vídeo en el que la compañía televisora Telesur señala a los Piratas de Campeche como un club corrupto, falto de transparencia y le atribuye la decisión de la Major League Baseball (MLB) (Grandes Ligas) de no adquirir más peloteros procedentes de la Liga Mexicana de Béisbol (LMB) generó una controversia en el vecino estado, donde la organización filibustera ha advertido que de no recibir una disculpa procederá a una batalla legal contra esa compañía de contenidos televisivos.

En un post en su cuenta de facebook, la organización filibustera aclaró que el cese de contrataciones no es atribuible a ella, como Telesur asegura, a raíz de la negociación que llevó de los Piratas al ahora famoso pítcher Héctor Velázquez, a los Medias Rojas de Boston a cambio, según asegura el vídeo en cuestión, de cerca de cinco millones (no precisa si de dólares o pesos).

Agrega que de esa cantidad, sólo el 25 por ciento correspondió al jugador (lo cuál ha sido siempre regla, incluso legalmente ante las autoridades mexicanas, como también sucede en el fútbol y que fue bien aceptado por Velázquez, quien nunca reclamó).

El vídeo tiene calificativos fuertes y presenta imágenes que no corresponden al dinero en cuestión, como montones de billetes, característicos de un decomiso, y a su gerente deportivo, Gabriel Lozano Berrón y a su presidente y director del Instituto Estatal del Deporte (Indecam), Jorge Carlos Hurtado Montero, sonriendo, bajo una música de tono funesto, generando lo que podría interpretarse como una percepción de cinismo de su parte.

Además, los acusa de cometer múltiples irregularidades (que no precisa).

Eso sí, no menciona el desastroso papel que en lo deportivo sí ha tenido el equipo que no ha participado en los dos último campeonatos en la postemporada y que anda lejos de la cima en el presente.

En respuesta, la directiva de los Piratas respondió con tono de indignación y negó las acusaciones de Telesur alegando que no fue la causante de que la Major League Baseball dejase de adquirir peloteros de la LMB, sino que fue una decisión de la entidad estadounidense.

El porcentaje del 25 por ciento que va al jugador, sustenta, está previsto por la Ley Federal del Trabajo (LFT) y siempre ha sido aceptado por los peloteros, como sucedió con Velázquez.

Agrega también que los acuerdos han sido, contra lo que Telesur asegura, transparentes y con el conocimiento y consentimiento de los peloteros involucrados.

Ante ello, la directiva de los Piratas exhortó a Telesur a hacer una aclaración de sus dichos y ofrecerle una disculpa pública por la difamación, pues de lo contrario, tomará medidas legales, respaldada por la LMB.

En contraréplica, y en tono desafiante, Telesur no sólo no habla de disculparse, sino que reitera sus señalamientos y asegura (sin que sea así) que en su comunicado, los Piratas se contradicen al acusarlos de publicar información falsa, “cuando en el texto del mismo afirman que sí hubo rompimiento y que fue por las causas presentadas en nuestro reportaje (no fue reportaje, si acaso un post informativo).

“Inclusive aceptan que fueron tomados como ejemplo al momento de presentarse el rompimiento entre ambas ligas, lo que constituye el eje central de nuestra nota”.

Añade que “lo que los Piratas no explican, es a donde fueron a parar los más de tres millones y medio de la transacción que le fueron retenidos a Héctor Velázquez (no tienen que explicar de ello a nadie, pues es un ingreso por la venta de un pelotero, cuyo contrato era de su propiedad, formado por ellos y el dinero no le fue retenido a Velázquez, toda vez que no le correspondía) y que causaron la inconformidad de Grandes Ligas.

“A la Gerencia de los Piratas le dirigimos nuestra enérgica condena sobre el atentado contra la libertad de expresión que constituye el intentar de amedrentar a este casa editorial por medio de acusaciones falsas, cuando fue precisamente Telesur en ejercicio de esa misma libertad de expresión, el medio que difundiera en 2014 el escándalo de falsificación de pasaportes, que le costó la inhabilitación de por vida en Liga Mexicana, al anterior presidente del club (lo cuál es cierto).

“Nosotros solamente cumplimos con nuestra obligación de informar a la afición de lo que consideramos relevante, y de esa forma, darles la mayor información posible, para que sean ellos quienes juzguen el desempeño deportivo y administrativo de los Piratas de Campeche”, concluye la compañía televisora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here