Mérida.- Los Diablos de la Bojórquez no se anduvieron con miramientos,
derrotaron 10×4 a los Constructores de Cordemex y de paso se alejaron a dos
juegos y medio de sus más cercanos perseguidores. Fue su cuarta victoria al
hilo, ésta con el regreso de su mánager Manuel Cámara.

Con la derrota de los Senadores de la Morelos ante los Rockies de
Caucel, ambos equipos quedaron empatados en el segundo lugar del standing, con
8-6, ya muy lejos de los Diablos. Los Constructores salieron decididos a cobrar
venganza de la afrenta del día anterior y en el cierre de la entrada de las
buenas tardes, atacaron al abridor pingo René Echeverría. Con dos fuera, Leo
Acosta y Edwin Díaz recibieron bases y Vidal Castillo puso a volar la esférica
para adelantar a Cordemex 3×0.

En la parte inicial del cuarto inning, los Diablos retribuirían el daño
atacando al abridor de Cordemex Ernesto Moar e igualarían a 3 el marcador. Luis
Manzanero vio pasar 4 lanzamientos malos, Brayan Irigoyen conectó doble, Adrián
Nicoli, con elevado de sacrificio, trajo la primera, luego Gerson Manzanillo
con sencillo trajo otra y José Cerón con doble remitió la del empate.
En la entrada número cinco, los kisines tomaron ventaja con sencillo de Javier
Paredes y doblete de Carlos Morales, dejando las cosas 4×3.

Los Constructores trataron de armar una rebelión en el cierre del mismo
episodio, con dos fuera, Jorge Betancourt y Randy Irigoyen ligaron sencillos,
Gerardo Garcés fue pasaporteado para llenar las bases y el alto mando de la
Bojórquez retiró a su abridor Echeverría para sustituirlo con Ricardo Castro,
quien terminó la amenaza obligando al siguiente bateador a elevar, Castro lanzó
una entrada más, suficiente para llevarse el triunfo.

En la sexta entrada el abridor y derrotado Ernesto Moar  fue
sustituido por Isaac Castro, pero a este le fue como en feria, pues desfilaron
nueve bateador infernales. Brayan Irigoyen se embasó por error del parador
corto, luego Adrián Nicoli conectó sencillo, Gerson Manzanillo fue golpeado,
José Cerón trajo dos al plato con sencillo, Javier Paredes fue retirado vía
elevado a los jardines, Carlos Morales fue pasado intencionalmente, Alejandro
Bellazetín elevó de sacrificio para una más y Andújar Estrella trajo la última
del inning y Diablos ya ganaba 8×3.

Los Constructores reaccionaron en la baja de la sexta, ante los
lanzamientos de Eder López. El venezolano Emilet Guevara recibió base, se robó
la intermedia y con sencillo de Randy Irigoyen se fue a la goma para acercar a
su equipo.
En la alta del séptimo rollo, con un pingo eliminado, Adrián Nicoli conectó una
rola que no manejó adecuadamente el antesalista Randy Irigoyen y Nicoli llegó a
la inicial. Reza el dicho que después del error llega el jit, pero vaya jit.
Gerson Manzanillo  hizo válido el dicho pero con uno de vuelta entera para
añadir un par más de carreras para la causa escarlata poniendo ya una ventaja
de 10×4 y que sería el marcador definitivo.

En el cierre del mismo episodio, el séptimo, Eder López ya no regresó a
lanzar y fue relevado por Jorge Rivera, quien dio inicio a su labor
pasaporteando a Juan Carlos Bañuelos, Wilberth Aguilar rolateó a las paradas
cortas, donde Adrian Nicoli tomó pisó la segunda base para poner fuera a
Bañuelos y tirar a la inicial donde Carlos Morales completó la doble matanza.
Leo Acosta fue golpeado y dos lanzamientos después se estafó la intermedia,
Edwin Díaz fue puesto fuera de tercera a primera. Después de Rivera por los
Pingos lanzaron Roberto Garibay y Luis Navarro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here