Mérida.- Sabido es que el boxeo es una caja de sopresas, y no solo por resultados inesperados , sino por las “simpáticas” situaciones y circunstancias que dese siempre lo han hecho polémico y le han dado un cariz asociado a lo desohnesto, a lo mafioso.

Algo así se habría estado fraguando bajo el ring cuando los tres (en el mejor de los casos ineptos) jueces que estaban a cargo de la pelea entre Miguel Berchelt y Francisco “Bandido” Vargas llevaban un veredicto a todas luces divorciado de la realidad. 

Dos de ellos tenían apenas arriba al “Alacrán”, y uno  más daba la pelea empatada, percepción que quizás solo ellos tenían y que no se ajustaba a los resultados de facto del desempeño de uno y otro.

Los jueces Hubert Minn y Zac Young tenían al peninsular encima en las votaciones 96-94 y 96-94, mientras que el filipino Rey Danseco tenía su tarjeta 95-95.

Esto daba pie a que Minn y Young diesen empate al término de la pelea concediendo el asalto 11 y el 12 a Vargas (un round ganado vale un punto, o dos  en caso de una caída o de una ventaja abrumadora) y a que el filipino mantuviese el empate o se fuera a favor de uno y otro, pero dando al final de la pelea dos tarjetas empatadas, o quizás las tres igualadas, o dos empatadas y una a favor de alguno de los contendientes, resultando en un veredicto final de “tablas” (empate).

O, quizás, si Berchelt confiado por su obvia ventaja no noquease y no apretase y Vargas aprovechando eso pisara un poco el acelerador, podría haberse dado pie para una apretada victoria por decisión dividida, mayoritaria o hasta unánime en favor del “Bandido” que en ese caso se habría bajado el antifaz y se lo habría entregado al jurado.

A final de cuentas, Berchelt definió el pleito y lo concluyó antes del límite para preservar su ventaja y la justicia alrededor de este duelo que le permitió coronarse campeón mundial súperpluma del CMB.

Nuestra tarjeta, por cierto, era de 98-93 en favor del “Alacrán”.

(Las imágenes de los jueces corresponden a Danseco (camisa azul) y Minn (borde del ring))

(El crédito de las imágenes de las tarjetas y sobre el ring es de nuestro colaborador y entrañable amigo, el sr. Sumio Yamada. Las de los jueces son del sitio boxrec.com)

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here