Sacramento.- El boxeador kanasinero José “Cacho” Silveira se quejó de manejos en su contra que a su parecer influyeron en su derrota del sábado pasado en Sacramento, california, donde oficialmente sucumbió ante el estadounidense Guy Robb en la semifinal del pleito promovido por el legendario hombre de boxeo Don Chargin.

En entrevista con península Deportiva, Silveira dijo que por principio de cuentas, la empresa, con el consentimiento de la Comisión Atlética de California, le “cambió la jugada”, y movió la pelea de seis rounds, como había sido firmada, a ocho rounds.
“Lo de los seis rounds es verdad, tan lo es que el promotor de A&T (su empresa) en Mérida, Eduardo “Bombón” Kantún lo sabía cuando nos llegó la oferta”, agregó el boxeador.
Así es yo sabia que a 6 pero yo creo que ya estaba planeado y dieron uno más para darle el gane al chabo asta eduardo sabe qué a 6 íbamos”,  aseguró el boxeador kanasinero vía facebook al referirse a esta maniobra.
Sincero, Silveira reconoció empero que Robb, sí le estaba ganando la pelea que a su consideración sí iba perdiendo, pero por un round. De hecho, aseguró que cuando le pararon el pleito, la gente chifló porque no había razón para ello. Fue todo, prosiguió, “para elevar el récord de ese chavo”.
Empero, publicaciones californianas como 3morerounds.com establecen que el “Cacho” ya estaba gaseado a la altura del séptimo round y que Robb estaba ya “jugando con él, por lo que la esquina decidió detener las acciones”, lo que no necesariamente (con respeto para ese portal”, tiene que ser verdad.
Habrá que ver el vídeo de la pelea para hacernos un mejor juicio de ella.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here