Los Ángeles.- El primer desafiante de la división de los súpermoscas de la Organización Mundial de Boxeo (OMB), el mexicano Felipe “Gallito” Orucuta, está por viajar de nueva cuenta a Argentina donde buscará en unos días más (19 de septiembre) por segunda vez y ante el mismo rival el cetro de ese peso ante el local Omar “El Huracán” Narváez en una muy esperada revancha que se desarrollará en el Anfiteatro Municipal de Villa María, Córdoba, Argentina.

El desquite entre Narváez (41-1-2, 23 KOs) y Orucuta (29-2, 24 KOs) ha despertado un gran interés por lo cerrada que fue la primera contienda entre ambos, el 25 de mayo de 2013 en el mítico estadio Luna Park, de Buenos Aires, con victoria para el de casa.

El combate terminó a favor de Narváez por decisión dividida, pero provocó mucho malestar en la gente de peleador azteca (en el caso de Orucuta sí cabe ese calificativo por haber nacido justo en el centro del país), entre ellos el entrenador Ignacio”Nacho” Beristáin, que pese a ello tuvo que aceptar regresar a Argentina a un segundo combate.

“No estamos conformes con regresar a Argentina por la mala experiencia de la primera pelea, pero esto es cosa de los promotores y no podemos hacer nada. Mi peleador tampoco está de acuerdo en volver a Argentina, pero no le queda de otra”, dijo Beristáin a ESPN Deportes Radio desde la Ciudad de México.

Al preguntarle a “Nacho” que si buscarán ahora por todos los medios el nócaut para evitar lo que entienden como controversias, dijo: “No se puede salir a noquear a un peleador que pasa corriendo y amarrando los doce rounds. Saldremos a ganar de nuevo, y esperamos que ahora sí nos den la pelea”, respondió lacónicamente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here