El pitcheo les da a los Diablos la mitad de la corona

Vencen y blanquean 5×0 a domicilio a los Constructores de Cordemex

Mérida.- Los Diablos de la Bojórquez se sujetaron esta tarde con una gran labor de pitcheo la mitad de la corona de la Liga Meridana de Béisbol (LMB) al vencer y dejar en blanco a los Constructores de Cordemex en su propio patio 5×0, para trasladarse a su campo, donde mañana intentarán sentarse en el trono que los Zorros de Pacabtún han dejado vacante.

Los pingos, que “cascabelearon” durante el torneo, se aprestan a lograr un enorme logro, pero antes deberán confirmar en casa su dominio de esta tarde en el campo de Cordemex.

El resultado casi habla por sí solo, un trabajo espectacular del lanzador pingo Víctor Espinoza que amarró a sus rivales en tan solo cinco inatrapables, el primero de ellos, lo aceptó en la quinta entrada.
 
A RITMO DE CONGA
 
Además, durante su labor de ocho entradas, recetó 10 chocolates, obsequió una base y golpeó a uno. La novena entrada la retiró a ritmo de conga Mario Jiménez.
 
Por el lado constructor, el abridor y derrotado, Demetrio Gutiérrez, tampoco lo hizo mal, aunque durante las ocho entradas que pitcheó solo tres carreras fueron limpias, las restantes dos contaron con la colaboración de sendos pecados de su cuadro.
 
Recetó la misma cantidad de anestesias nueve, firmó tres pasaportes y aceptó seis hits, uno de ellos cuadrangular. Fue sustituido en la novena por Abiff Mérida.
 
Un pecado abrió las puertas a la primera carrera del encuentro. En la tercera entrada Brayan Irigoyen conectó una rola que no pudo manejar el segunda base, permitiendo a Irigoyen anclar en la inicial, José Cerón la llevaría hasta la segunda colchoneta con toque sorpresa.
 
Gerson Manzanillo empujó al mismo Irigoyen con la de la quiniela, con una rola que se internó de hit al prado central para el 1×0.
 
En la sexta entrada los Diablos volvieron a hacer daño. Luis Mauricio Suarez dio la voz de ataque con doblete que se estrelló en la barda del jardín central. Yasiel Agete le siguió con sencillo, el corredor Suarez pisó el plato ayudado por una pifia del jardinero central, Wilberth Aguilar.
 
Aarón Olivera continuó el ataque con sencillo al derecho. Estando en turno de bateo Henry Carrillo, el receptor, Ricardo Vázquez, intentó sorprender al corredor de tercera, pero su tiro fue malo permitiendo a Agete anotar y poner el pizarrón 3×0.
 
En la octava entrada el averno estuvo alegre, los pingos sumarían dos rayitas más a su contabilidad, Yasiel Agete recibió pasaporte y Aarón Olivera le pescó un lanzamiento a modo a Demetrio Gutiérrez, para depositarle por encima de la barda del jardín izquierdo y poner los números finales de 5×0.
 
La serie se traslada este domingo al campo de pelota “Miguel Cardeña Blanco” de la colonia Bojorquez, donde los Diablos tratarán de coronarse ante su gente y los Constructores intentar empatar la serie para regresar a su casa para un tercer y definitivo choque. La voz mágica de playball se escuchará a partir de las 12.30 hrs.

Notas relacionadas

Escribe un comentario