Mérida.- Las maldiciones y malos augurios del Martes 13 no se hicieron para el joven futbolista yucateco Vladimir Suárez, quien en esa fecha hizo su debut en un partido oficial  defendiendo los colores del equipo de su estado natal.

Como si fuera un cuento de hadas, al finalizar el encuentro ante los Mineros de Zacatecas, el elemento yucateco no ocultó su emoción de ver al fin redituado su trabajo y dedicación en los entrenamientos diarios.

“Estoy muy emocionado, es una sensación increíble, escuchar a la gente gritar, no hay palabras que expliquen lo que sentí “, dijo sin poderlo creer aún Suárez Góngora.

“Es un orgullo defender estos colores, es el equipo de mi estado y te deja una sensación increíble”. Agregó.

Vladimir disputó su primer partido oficial con los Venados de Yucatán en el que fue titular y disputó 63 minutos. A su salida de la cancha para ceder su lugar a Facundo Ospitaleche, fue recibido con el abrazo y felicitación de su director técnico.

“Estoy muy agradecido con “El Chelís” (José Luis Sánchez Solá) y su cuerpo técnico por la confianza que depositaron en mí, espero que mi rendimiento haya dejado un buen sabor de boca y espero también poco a poco ir obteniendo más minutos”, declaró el jugador yucateco.

Dar el salto de las fuerzas básicas al primer equipo no fue tarea sencilla, por lo que Vladimir sabía que debía esforzarse el doble o triple, y eso es un ejemplo que quiere que sus compañeros canteranos adquieran para alcanzar el sueño de debutar algún día con los Venados FC.

“No se deben rendir, todo se puede en esta vida si te esfuerzas, hay que echarle muchas ganas a todo lo que hagas”, compartió.

Sobre las muestras de apoyo recibidas por parte de la afición, dijo sentirse muy agradecido y espera que la gente siga apoyando al equipo hasta el final.

Sigan asistiendo, sigan apoyándonos, porque gracias a ustedes (la afición) poco a poco empezamos a sumar para sacar este proyecto adelante”, finalizó.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here