Mérida.- El argentino Santiago de la Fuente ganó e manera brillante y con tintes de emotividad la Copa Mundial Yucatán 2018 Grado A, (denominada en esta ocasión Mundial de Tenis Yucatán 2018), tras vencer en la gran final del singles varonil al canadiense Liam Draxl, con parciales de 3/6, 6/1 y 66/4, ante una buena entrada en la cancha-estadio principal del Club Campestre de esta capital.

Santiago de la Fuente vs. Liam Draxl
El argentino de la Fuente salió de la “Catedral del Deporte Blanco” del sureste con la Copa en su equipaje.

 

A su vez, la francesa Diane Parry logró el mismo propósito en la rama femenil al doblegar a su compatriota, primera smebrada, primera dle mundo y gran favorita, Clara Burel.

De la Fuente, quien salió del torneo de calificación, rubricó su excelente semana con un triunfo épico, trepidante, ante un público que en su mayoría se inclinó por apoyar al sudamericano en su camino al éxito.

La final varonil fue, en pocas palabras, como dijo el finalista canadiense Liam Draxl, “una pelea de perros”. Y vaya que lo fue, de hecho hubo un “game” en el tercer set que fue larguísimo, de auténtico toma y daca.

Liam también comentó: “Amo a Mérida”.

Es el quinto título varonil del torneo que obtiene Argentina. Le antecedieron Jua Ignacio Garat, Brian Dabul, Mariano Zabaleta, y el año pasado, Juan Manuel Cerúndolo.

De la Fuente agradeció el apoyo del capitán del equipo argentino, de sus compañeros y familiares, y ofreció regresar en 2019 a “este hermoso torneo”.

Por su lado, Diane quien en 2017 hizo su debut en un Grand Slam (Roland Garros), jugó hoy por nota y su gran actuación le redituó un merecido triunfo sobre la primera sembrada y número uno del ranking junior de la ITF, su compatriota francesa Clara Burel, para conquistar el título.

Diane no hizo mucho ruido durante el torneo, en el que fue avanzando con actuaciones sólidas. En cambio, Clara, quien aspira a cerrar el año como monarca mundial, se vio inconstante en su nivel. Los monarcas se llevaron 500 unidades y los finalistas, 300.

Clara, vencedora del Masters femenil, no ha podido ganar ningún torneo de Grado A en este calendario, en el que sólo falta por jugarse el Orange Bowl en ese nivel. Aumentó a poco más de 800 puntos su ventaja sobre su escolta más cercana en el ranking junior de la ITF

Al empezar las acciones en la cancha estadio Lorenzo Molina Casares, Clara rompió el servicio de su rival; empero, perdió el suyo para que el marcador se nivele 1-1. Diane ganó el tercer “game” para adelantarse 2-1; pero de nuevo la pizarra se empató, ahora a dos.

Empero, Diane fue imponiendo sus condiciones hasta llevarse el set.6-3; marcador que le repitió a su compatriota en el segundo parcial para conquistar el triunfo y el título, convirtiéndose en la segunda francesa que se corona en el torneo (la primera fue Marion Bartoli, en el año 2000).

Diane, ya con experiencia en el profesionalismo, se vio más segura sobre la cancha, conocedora del terreno que pisaba y de sus cualidades, metió buenos tiros profundos, movió a Clara por distintos sectores y la forzó a cometer errores.

El árbitro general del torneo, el colombiano Nicolás Díaz (Botón de Plata) se mostró complacido con la buena organización del Mundial Juvenil Yucatán, así como con la respuesta de la afición.

Diane, Clara y Cori Gauff (la segunda sembrada) y el equipo argentino están entre los jugadores que viajan ahora para tomar parte en el torneo Eddie Herr, que se inicia este lunes en Florida.

ENTREGA DE PREMIOS

Al término de la final varonil se realizó la ceremonia de entrega de premios. En la mesa principal estuvieron patrocinadores, autoridades estatales y deportivas y directivos del Mundial Juvenil Yucatán.

Jorge Haro Giffenig, director general del torneo, agradeció el apoyo recibido para la realización del Mundial Juvenil Yucatán, que este año fue ascendido al Grado A, “la culminación de un sueño”.

El premio al Mérito Deportivo fue para el equipo de Francia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here