Mérida.- El jovencito cubano Carlos Daniel Albornoz Cabrera se alzó este miércoles con la corona de campeón de la edición XXX del icónico torneo de ajedrez “Carlos Torre Repetto In Memoriam”, que concluyó esta tarde en el Palacio de la Música de esta capital.

Con su triunfo, tras entablar con el ahora ex campeón peruano, Emilio Córdova, luego de nueve jornadas, el adolescente ratificó el gran dominio cubano en esta competencia disputada por vez primera en el Palacio de la Música y que reunió a competidores de todo el mundo.

El oriundo de Camagüey se convirtió en el campeón más joven en la historia de esta competencia iniciada en 1988, con sólo 17 años de edad, pues cumplirá los 18 el 26 de diciembre próximo y lo hará sentado en el trono de uno de los más célebres torneos ajedrecísticos de América.

Además del título de campeón del torneo, Albornoz Cabrera se agenció los puntos ELO suficientes, para obtener la norma que le permite obtener el reconocimiento de Gran Maestro de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE).

El ahora campeón acumuló siete puntos que obtuvo con cinco victorias en sus primeras partidas y empates en las cuatro posteriores, la última, con Emilio Córdova, campeón de 2017 y quien al acceder a las tablas, resignó al título.

En las tablas que sacó en las partidas siete, ocho y nueve, Albornoz se midió con Bok Benjamin, el holandés que llegó mejor rankeado; luego, ante su paisano Lelys Martínez, quien terminó como el segundo mejor del torneo, y para cerrar con el andino Córdova.

El triunfo le redituó al ahora nuevo campeón y nuevo Gran Maestro, ganar 60 mil pesos.

Detrás de él quedaron sus paisanos Martínez y Yuri González, quienes se irán a la bella isla con 50 mil y 35 mil pesos, respectivamente.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here