Mérida.- Los Diablos de la Bojórquez y los campeones Zorros de Pacabtún no pudieron terminar el primer juego de la jornada inaugural del séptimo torneo de la Liga Meridana de Béisbol, luego de que una persistente lluvia llevó a la tercia de umpires a decretar la suspensión de las acciones cuando el score estaba 0-0.

El partido, de acuerdo con el chief umpire, Álvaro Escalante, de momento permanece como está y se le concede medio juego a cada equipo, pero es susceptible de ser reanudado de acuerdo con las necesidades de la liga que, si en un momento dado lo requiere para un desempate en el standing, decretará su continuación.

Entrevistado por Península Deportiva tras la suspensión del juego, Escalante dejó en claro que el juego puede reanudarse, pero eso será a consideración de la directiva de la liga.

Hasta antes de que la lluvia volviera a perjudicar su desarrollo, el partido era cerrado con ambas serpentinas manteniendo a raya la batería enemiga.

Parecía que el duelo inaugural sería un partido digno de una inauguración, pero el dios “Chaac” hizo su presencia en varias ocasiones hasta que al final terminó por suspender el encuentro cuando  se mantenía empatado a cero carreras después de seis entradas.

En el duelo que se programó en el campo Miguel Cardeña Blanco de la Colonia Bojórquez, los pupilos de José Vargas querían estrenar la corona que obtuvieron en la edición pasada con una victoria, pero se encontraron con unos Diablos que venderían cara la derrota, pero al final el enemigo a vencer sería la lluvia, la cual terminó por derrotar a ambas novenas.

Tanto Gaudencio Aguirre (Zorros) como José Flores (Diablos) se fajaron en la loma de las responsabilidades y por ende el partido colgaba de un hilo y era un encuentro que se definiría con una carrera.

La primera presencia de la lluvia se dio en la parte alta de la cuarta entrada cuando el cerrito de las responsabilidades quedó en malas condiciones lo que ocasiono que viniera la primera suspensión de las acciones a las 22:50 horas.

La cuadrilla de trabajo del campo de la Colonia Bojorquez se fajó en serio y pudieron dejar en condiciones el terreno de juego después de 22 minutos de suspensión se reanudaron las acciones.

Cuando se jugaba la parte baja del sexto rollo, el dios Chaac hizo acto de presencia de nuevo y esto ya fue definitivo que el equipo de ampáyeres determinó dar por pospuestas las acciones ya en los primeros minutos de este miércoles.

Por lo pronto la jornada 1 de este campeonato continuaran este sábado cuando en el campo de Cordemex, los constructores locales le hagan los honores a los Senadores de la Morelos.

En Caucel, los Rockies harán lo propio con los Azulejos de la Dolores Otero y el duelo entre los Diablos y los Zorros se traslada a Pacabtún. Todos los duelos son a las 13:00 horas.

La jornada dominical de la fecha uno será entre los Constructores ante los Senadores en la Morelos y los Rockies ante los Azulejos en la Dolores Otero, también a las 13:00 horas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here